Hace ya mucho tiempo, cuatro amigos con una pasión compartida decidieron unirse para emprender una aventura, la construcción de guitarras. Todo nace como un juego, pero un juego responsable.

"Somos un grupo de amigos que hacemos lo que más disfrutamos en el mundo: construir guitarras"

La cantidad de guitarras que producen va en función de la cantidad de madera que tienen en ese momento. Los cuerpos de sus guitarras siempre tienen algo que contar,  quemaduras, clavos, fisuras, ataques de insectos xilófagos y exposición a la intemperie. La selección la realizan evaluando la respuesta acústica, peso, y estética.

Después estos cuerpos se combinan con llamativos mástiles flameados, figurados, torrificados, o bien recuperados, reestructurados, laminados reforzados…

Tienen clientes que quieren convertir sus objetos con recuerdos (camas, mesas, sillas, bibliotecas, muebles...)y contactan con Gallonegro para que los transformen en una guitarra única e irrepetible.

Cuando se puso en marcha Gallonegro, les pareció acertado elegir el modelo Telecaster (concretamente el modelo del 52) como la guitarra que construirían. Un pequeño gran homenaje a aquellas primeras guitarras eléctricas de pino y a su creador.

"No realizamos réplicas de instrumentos de época, sino nuestra interpretación actual de los mismos."

Los materiales utilizados en sus instrumentos son:
Pino tea, Oregon, Douglas, Paraná y canadiense. Abeto europeo y de Norte América. Así como maderas latifoliadas como cedro, aliso, guindo, cerezo y fresno.

Para los acabados:
Nos encontramos con acabados al aceite, laca nitrocelulósica brillante, satinada o mate. Y en lo referente a los metales, estos son de níquel envejecido.

Si quieres más información sobre Gallonegro, no dudes en pasarte por su web o por sus redes sociales:
Facebook
Instagram

Podrás disfrutar de las obras de arte que realizan a partir de madera reciclada.